Ruta por los pueblos negros de Guadalajara

pueblos negros

Los pueblos de la arquitectura negra se encuentran en la sierra norte de Guadalajara, en la zona del Macizo de Ayllón, y son la opción perfecta para una escapada rural de fin de semana.

Los secretos de esta sierra pasan desapercibidos para la gran mayoría de los madrileños, y eso que se encuentra a poco más de una hora de la capital. Estos pequeños pueblecitos se caracterizan porque todas sus casas están construidas con pizarra. Es más, todo en ellos está hecho con pizarra. Los muros de las casas, los tejados, las calles, los cerramientos… Creando así un paisaje encantado, entre el contraste del negro de las poblaciones y el verde de las montañas que las rodean.

DSC_1212

Esta arquitectura popular es típica de algunos lugares entre las sierras de Guadalajara, Madrid y Segovia. Escondidos en los valles durante cientos de años y con acceso precario a las ciudades, los habitantes de estos lugares construían sus casitas con lo que buenamente podían: pizarra y piedras oscuras. 

La ruta se divide en dos partes porque aunque en el mapa parezca que los pueblos están cerca, se tarda unos 30 minutos en coche en llegar de uno a otro. Las dos rutas salen desde Tamajón, y lo ideal es dedicarle un día a cada una de ellas.

pueblos negros mapa

La primera ruta la forman los pueblos más representativos de esta corriente, los más “negros y salvajes”, aunque todos están perfectamente conservados. En cambio, en la segunda ruta, es la naturaleza la que les roba el protagonismo. Los pueblos no son tan negros y tienen menos interés arquitectónico, salvo Valverde de los Arroyos, que presume de ser el pueblo mejor conservado (su belleza le da la razón), y Umbralejo, para mi el más especial de toda la ruta: un pueblo abandonado que ha sido restaurado como pueblo escuela.

Ruta 1. Campillejo, Campillo de Ranas, El Espinar, Roblelacasa y Majaelrayo

Salimos de Tamajón en coche y seguimos el cartel que nos indica Majaelrayo en la bifurcación. Los pueblecitos que encontramos a este lado de la ruta llaman la atención por lo bien conservados que están. Son cuadros atemporales con todos sus elementos unidos entorno a la misma gama cromática. Negros, grises, verdes y amarillos (te recomiendo visitarlos un fin de semana de otoño) se funden para configurar un paisaje muy singular.

DSC_1145 DSC_1175 DSC_1151

Campillejo, Campillo de Ranas y El Espinar son pueblos muy pequeños y parecidos entre sí, a penas cinco o seis calles los recorren, una iglesia, uno a ningún bar… Con sus casas siempre medio derruidas pero espléndidas, los muros caídos pero en pie y ese olor a leña… olor a hogar. Es la primera vez que piso este lugar y aún así, me siento en casa.

DSC_1180 DSC_1134

Si la excursión te pilla a mediodía podrás comer bien en los mesones de Campillo y Majaelrayo, pero no esperes encontrarte muchas más opciones. Tampoco hay tiendas, pero en las puertas de algunas casas hay carteles indicando que dentro se vende “miel, mermelada casera y huevos de corral”. Y si es temporada de setas, castañas, etc. ¡Puedes ponerte las botas! :)

DSC_1156 DSC_1237 DSC_1236 DSC_1162

pueblos negros 3

Roblelacasa y Majaelrayo no nos dio tiempo a visitarlos, así que los dejamos para la próxima ocasión. Siempre es bueno tener una excusa para volver a lugares como este.

Ruta 2: Almiruete, Palancares, Valverde de los Arroyos – Umbralejo 

La segunda ruta vuelve a salir de Tamajón, pero esta vez cogiendo la bifurcación hacia Valverde de los Arroyos. Bordeando este lado del pico Ocejón, observamos como va cambiando el paisaje. Ahora es un baile de colores, mucho más frondoso y cálido y con más vegetación. Almiruete y Palancares, que son los primeros pueblos que nos encontramos, no tienen especial interés, así que podéis continuar sin deteneros hasta Valverde.

DSC_0828
Casitas perfectamente restauradas en Valverde de los Arroyos

IMG_3924

Valverde de los Arroyos está considerado uno de los pueblos más bonitos de España, pero por ello también es el más turístico de la zona y del que menos disfruté (era domingo y había mucha gente, todos los mesones llenos…). No está permitido entrar en coche (como en la mayoría) por lo que tendrás que dejarlo en un aparcamiento que hay señalizado a la entrada (a pocos minutos andando del pueblo). A partir de ahí, solo te queda pasear por este pintoresco lugar, sentarse en su Plaza Mayor, comprar manzanas de la huerta de algún vecino…

DSC_0814

DSC_0819 DSC_0806

DSC_0813

DSC_0822
Si es fin de semana no te olvides de reservar tu mesa!
DSC_0830
Campo de fútbol idílico…

Además, desde aquí se llega a la cascada de Despeñalagua, con 120 metros de caída. Hay que cruzar el pueblo, subir por su Plaza Mayor, pasar el campo de fútbol y continuar por el camino que se aventura hacia la vegetación. Nosotros empezamos a hacer la ruta pero había demasiada gente así nos dimos la vuelta. Ir en procesión no es nuestra idea de “paseo por el campo”… (¡otra excusa más para volver!) :)

pueblos negros 4
Vistas de Umbralejo

La última parada es Umbralejo. Lo especial de este pueblo es que está abandonado, o lo estuvo en su momento porque hoy sus calles vacías están llenas de vida. Sus habitantes fueron emigrando y abandonándolo en la década de los 70 y el pueblo estuvo completamente deshabitado hasta 1984, cuando los Ministerios de Educación, Agricultura y Obras Públicas decidieron restaurarlo para fines educativos.

DSC_0904 DSC_0894 DSC_0868 DSC_0900 DSC_0858 DSC_0861 IMG_3928

Ahora el pueblo está perfectamente restaurado. Sus casas, unas 70, están habilitadas como aulas, comedores, habitaciones, etc. que grupos de niños traídos por las escuelas, utilizan para acercarse al mundo rural. También está abierto al público y la visita vale mucho la pena. Es un lugar mágico. Se puede visitar de lunes a viernes de 18:00 a 20:00 horas; sábados, domingos y festivos de 12:00 a 14:00 y de 18:00 a 20:00 horas.


pueblos negros 6

esta ruta está descrita para hacerla en coche; si lo que te gusta es el senderismo no dudes en recorrer los pueblos negros caminando. Puedes encontrar aquí toda la información. 

1 Comment

  1. ERRG says: Responder

    España es hermosa. Cada día aprendo algo nuevo de ella y admiro un sitio que no conocía. Hoy son los pueblos negros. Sabía algo de ellos, pero este blog me ha puesto su geografía y estética en perspectiva. Ana Duato lo ha hecho para la TV. Castilla se me ha metido en el corazón.

Deja un comentario

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>